PREFABRICADOS DE HORMIGÓN LIGEROS Y ECONÓMICOS, FORPOL

Farlap

Farlap es la placa de forjado alveolar más ligera del mercado, pesa 1,94 kN / m2. Es completamente autoportante, muy ligera, adaptable y fácil de transportar. Ofrece una alta seguridad en su manipulación y es ideal para forjados industriales, sobre muros de carga para los chalets adosados y para los techos de garaje.

Termacol

Termacol es la nueva placa de forjado térmico más ligera del mercado, hecha con hormigón armado y pretensado. Pesa 0,75 kN / m2,

completamente autoportante y tiene una alta resistencia térmica. Es fácil y rápida de montar, ideal para edificios y casas unifamiliares, forjados sanitarios o cubiertas inclinadas. Cumple con la ley de exigencias de la norma NBE-CA-88.

 

 

Precomur

El nuevo muro Precomur es de una gran maniobrabilidad y ligereza, por lo que se consigue una mayor rapidez en el tiempo de ejecución.

Es un muro monolítico, ideal para trabajar en terrenos peligrosos y permite rectificaciones durante la obra.

Se utiliza como muro de contención de tierras, muro de sótano para viviendas, naves industriales o centros comerciales.

 


prefabricados de hormigón

Información prefabricados de hormigón ligeros y económicos

El término “forjado” hace referencia a la estructura superficial que constituye la base resistente de pisos y algunos faldones de cubiertas. Recibe directamente las cargas y las transmite a los restantes elementos de la

estructura haciendo posible la funcionalidad del edificio.

Distinguimos entre dos grandes tipos de forjados:

Unidireccionales: sólo transmiten las cargas a los apoyos en una única

dirección.

Bidireccionales: transmiten cargas en dos direcciones principales,

generalmente ortogonales.

Funciones de los forjados

Forjados
Función de los forjados

FUNCIÓN ARQUITECTONICA

Dividir el espacio vertical en subespacios generando diversos planos de

utilización.

 

FUNCIÓN ESTRUCTURAL

1. Resistir las cargas correspondientes a su uso, con sus correspondientes coeficientes de seguridad.

2. No tener deformaciones ni vibraciones excesivas.

3. Transmitir las cargas verticales a través de los pilares hasta la cimentación y el terreno.

4. Actuar como pantallas antes las deformaciones horizontales.

5. Contribuir a la reducción de la longitud de pandeo de los pilares aportando rigidez horizontal.

6. Contribuir a la reducción del a torsión en las vigas.

Puesta en obra

Primero se ejecuta la pantalla, que en el caso de la obra a la que hacen referencia las ilustraciones, es un muro pantalla de hormigón armado. Seguidamente se inicia el proceso de excavación por fases con dos niveles de

anclajes. Cuando llegamos a la cota máxima de excavación se ejecutan las zapatas. A partir de ellas arrancan los pilares de acero.

Se colocan las jácenas metálicas atornilladas a los pilares y cuando ya tenemos la estructura metálica colocamos encima las prelosas. Encima de éstas colocamos paneles de porexpán y hormigonamos encima.

Posteriormente subimos pilares y construimos el siguiente nivel de forjado.

Los elementos prefabricados estarán colocados en el camión apilados unos sobre otros. Se descargarán en su posición de carga con los elementos de elevación previstos en ellos. Se cogerá cada prelosa de cuatro puntos

situados a 1/3 de la luz de la prelosa; el enganche se hará en el nudo más próximo de la celosía. El ángulo máximo entre las eslingas y la vertical será de 30º.

Se aconseja montar directamente, evitando el acopio en obra, pero si esto no se puede evitar, para proteger el aspecto y la calidad de las piezas, éstas deberán ser depositadas sobre un material resistente al peso,

suficientemente blando para amortiguar los golpes y sin que deje marcas debidas a su humedad, a su dureza o a su color. El almacenamiento de las piezas debe garantizar la estabilidad de las mismas y se debe hacer como se indica en la siguiente ilustración.

El montaje de un forjado basado en prelosas consta de tres etapas fundamentalmente:

 

1) En esta primera etapa se posiciona la prelosa en su lugar de colocación. Las prelosas se deben sopandar cada cierta distancia según se recoge en las fichas de uso.

2) Disposición de las armaduras.En este paso se colocan todas las armaduras necesarias para el funcionamiento del forjado: pelos de conexión entre prelosa y viga de hormigón, armadura de negativos, mallazo de reparto en capa de compresión, armadura de las vigas de hormigón, etc.

3) Hormigonado del forjado. En esta etapa se hormigona el forjado: se rellenan de hormigón los huecos entre bovedillas de poliestireno expandido así como 5 cm. de la capa de compresión. De la misma forma que se hace en cualquier estructura de hormigón es necesario vibrar el hormigón vertido.

Ventajas

Las ventajas de este tipo de placa es que:

 

1. mejora la contraflecha, haciendo que sea apenas inexistente.

2. permite la utilización de grúas-torre normales de obra.

3. mejora el aislamiento térmico gracias al poliestireno.

4. ofrece un buen reparto de cargas transversales y entrega un menor peso a las cimentaciones y muros.

5. pueden resistir 5 horas al fuego sin refuerzo de ningún tipo.

6. dan espacio y luminosidad gracias a las luces que pueden alcanzar.

Placa “Farlap”.

Autoportante de canto variable formada por dos nervios de hormigón armado en forma de doble “T”

unidos por una pieza de poliestireno expandido (porexpan) a la que se añade en obra la capa de compresión. Su peso es de 91kg/m2 aprox. y se elabora en anchos de 1,2m.

El apoyo de las placas puede ser plano, para entrega contra encofrados realizados en obra (jácenas planas, de cuelgue, jácenas mixtas, zunchos…), con salientes, para entrega contra muros de fábrica de ladrillo, jácenas

prefabricadas… o con salientes con encaste en su parte inferior para conseguir un forjado plano (como vemos en la siguiente ilustración). Para evitar que el poliestireno se aplaste al apoyar la placa, los extremos incorporan en su parte inferior un pequeño macizado.

Está especialmente indicada para viviendas y además permite la eliminación del zuncho de borde o de hueco de escaleras, facilitando el proceso.

También se usa para viviendas de altura puesto que aligera y ahorra en la estructura al reducir los pilares, vigas y cimentaciones y es de fácil maniobrabilidad.

Finalmente, también es indicado para forjados sanitarios o cubiertas inclinadas por el aislamiento térmica que ofrece.